Hay 8 debates con el tema 'pluralidad'

Ordenar por
Debate

Podemos era participativo y plural: Podemos en disolución.

  33 Comentarios  •  25/01/2019  •  Jess86

Podemos tenía fuerza cuando la gente que lo formaba compartía distintas ideas y un mismo objetivo. Cuando se nos tenía en cuenta a los militantes y nos preguntaban antes de tomar decisiones. Cuando uníamos y no apartábamos gente. En cambio, cuando ha empezado a parecerse a un partido clásico, donde se busca la uniformidad de pensamiento, y ha sido invadido por el drama y las paranoias de traición, se ha ido a la mierda.

Al final, se ha convertido en el partido de los que piensan como Pablo Iglesias, y en una pelea a navajazos por el poder entre uno y otros. Por favor, dejemos los dramas de "traidor por aquí y traidor por allá" y maduremos tanto como partido como votantes, que se nos va la fuerza con las emociones y depende la democracia de ello.  

Copio un artículo de Gerardo TC:

https://ctxt.es/es/20190123/Firmas/24087/Gerardo-Tece-Podemos-Juego-de-Tronos-Estrategia-Izquierda.htm#.XEr67nSDhPA.twitter

"He visto las siete temporadas de Juego de Tronos emitidas hasta hoy. Lo he hecho de forma vaga y un poco obligado por la moda del éxito mundial. Como el que se apunta al gimnasio. O al menos como me apunto yo: sin muchas ganas. Con el método insoportable, para quien ve la serie a mi lado, de tener que preguntar en cada nuevo capítulo con quién va cada protagonista en ese momento, a qué casa o reino pertenecen, con quién están enfrentados. Nada que ver con la atención y el entusiasmo que le ponen a la serie los líderes de Podemos. Sin embargo, a pesar de mi dejadez y despiste, creo que he descubierto algo sobre Juego de Tronos que ha pasado desapercibido para los profesores universitarios creadores de la nueva política: después de cada maniobra estratégica magistral de Khaleesi, Cersei, Tyrion o John Snow sobre el mapa de poder, nunca se produce una votación para que ese movimiento sea refrendado en las urnas. Estoy casi seguro de que esto no sucede en ningún capítulo. En la política real sí que pasa, continuamente.

A unos meses de las elecciones que deberían servir para frenar a la ultraderecha, una serie de movimientos estratégicos –magistrales como todos los movimientos que hacen los politólogos que se hicieron con el espíritu post 15M– han partido a Podemos en dos. Visto con el prisma de Juego de Tronos, cada uno de los ban

dos defiende una postura estratégica impecable que sólo sirve para tener una postura estratégica impecable. Poco más. Visto con el prisma de la realidad, estos movimientos magistrales no sirven para ganarle a la extrema derecha, que uno, a pesar de su gran despiste, diría que es el objetivo. O, al menos, lo es para una parte de la sociedad que no entiende mucho de estrategia, pero entiende un montón de lo que es útil y lo que no. Y una izquierda dividida, todo el mundo sabe que nunca ha sido útil.

El partido que no era un partido, pero que sí lo era porque funcionaba como tal, se encuentra, cinco años después de su nacimiento, con una crisis que tocaría más a los cuarenta que a los cinco: la de identidad. ¿Qué es Podemos? ¿Es una herramienta de la gente, como repiten sus líderes actuales montados en estructuras de partido político clásico y encerrados en grupos de confianza? ¿Es un partido político basado en un funcionamiento democrático interno que hay que respetar o no, dependiendo del momento y la estrategia? La mejor definición actual de Podemos es que es una carta bajo la manga. Quién es el dueño de la manga es lo que votan los militantes. Hablemos claro. No se es herramienta ciudadana si, por mucho espíritu ciudadano con el que te levantes por las mañanas, en el día a día te rodeas de un círculo político de confianza en torno a una tesis política propia, acertada o no, porque fue la ganadora en la última asamblea del partido. No se es partido basado en la democracia interna si decides, a unos meses de las elecciones, que el funcionamiento interno que tú mismo diseñaste, no te sirve ahora para tu estrategia de este momento. Pablo e Íñigo, Íñigo y Pablo son dos jugadores que llevan razón, dos yonkis de un juego interno que no le importa a nadie que esté situado a una distancia saludable de Podemos: la distancia a la que está la persona a la que le preocupa el bien común sin saber nada de círculos, ni de consejos ciudadanos, ni de comisiones de garantías democráticas; la distancia a la que está la persona a la que le aburren los juegos de tronos dentro de Podemos; la distancia a la que está la persona a la que, lo que le interesa es ver resultados y líderes que saben que el rival no está dentro, sino enfrente. Ese simpatizante, que supone el 99% de lo que significa un experimento como Podemos, será el que tenga que sufrir, una vez más, el despiste inmenso de sus líderes de no saber que, después de la estrategia magistral digna de Khaleesi, llegan las urnas a las que la derecha no irá separada, sino bien repartida.

Ese simpatizante desmotivado siempre podrá apostar por Pacma. Mientras no consigan grandes resultados, los animalistas irán unidos. Cuando tengan opciones de poder, los pro-perro y los pro-gato tendrán su batalla interna. Y vuelta a empezar. Que viva la izquierda y sus estrategias magistrales."

debate opinión Participación Traición pluralidad 2+
31 votos
Debate

La importancia de la INDIVIDUALIDAD de cada partido

  Sin comentarios  •  13/02/2017  •  AIsabel24

Mi visión (La Unidad en la Pluralidad, expuesta ayer a día 12/2/2107 ) intenta tener una mirada global, y en esa mirada global por encima de la problemática puntual, incluye también esa visión en donde la IDENTIDAD de cada partido es IMPORTANTÍSIMA.

PODEMOS con su equipo TIENE que ser Podemos, de arriba abajo y de abajo a arriba. Tiene una identidad propia y única que le define, y que bajo mi entender no tiene porque perderla por compartir con otros que ¡tampoco quieren perder su identidad! ¡Ni tu ni yo, como personas irrepetibles, la queremos perder! ¡ni nadie!, solo el temor a “Perder la Identidad”, es la que nos hace que nos atrincheremos y nos pongamos a la defensiva, rivalicemos e intentemos destruir al otro, para hacer prevalecer nuestra identidad y  lo que para cada uno de nosotros, tienen de importancia nuestras verdades. Solo hay miedo, cuando uno no tiene la fuerza de seguir luchando por esa identidad…sobre todo cuando los demás se muestran absolutamente contrapuestos a nosotros. Honrarnos a nosotros mismos,  por lo que somos “por nuestra singularidad” por las diferencias en ideas o formas de hacer, no excluye en unirnos, no solo por ellas sino por lo que cada uno de nosotros en podemos tenemos en común..y es ese espíritu en común, por encima de las puntualizaciones de cada uno, es un espíritu de izquierdas que apuesta por la gente y por el bienestar común a todos los niveles.

En esa seguridad tenemos que posicionarnos…y eso da estabilidad.

 

 

unidad pluralidad partidos políticos vista alegre II DIFERENCIACIÓN 1+
1 voto
Debate

Obligan al profesor a poner un sobresaliente y suspender al resto de clase.

  3 Comentarios  •  06/02/2017  •  Ogracia

Imaginar un aula con 6 alumnos, donde el profesor tiene que poner un sobresaliente a uno de ellos y suspender al resto.

Los alumnos lo saben, y enseguida el más ambicioso de ellos, en vez de dedicarse a hacer un buen trabajo, se dedica a torpedear el trabajo de los demás, y a sembrar injurias y sospechas sobre sus compañeros.

El siguiente alumno más ambicioso se da cuenta de la jugada, y como es buen estadista, se apunta al juego, sabiendo que si los otros cuatro compañeros quedan fuera del juego, tiene un 50% de posibilidades de obtener ese sobresaliente, y de no conseguirlo, lo logrará al año siguiente. 

Pues eso es a lo que nos obligan cada vez que vamos a votar, a poner con nuestra papeleta un sobresaliente a uno y suspender al resto. 

Yo no quiero un país donde el más ambicioso y el segundo más ambicioso se disputen el poder anulando las demás opciones con artimañas y juegos sucios. Me da igual si es PP/PSOE/Nacionalistos que si es PP/Podemos/Indepenlistos, el resultado siempre termina siendo que para ganar hay que hundir al otro y torpedear su trabajo.

Soy partidario de una democracia plural donde se premie el buen trabajo y se penalice el juego sucio.

Por eso soy partidario de una ley electoral que permita a cada elector, no tener un voto sino 10 votos positivos y 5 negativos a repartir entre los proyectos políticos que considere. De esa forma no damos un sobresaliente a uno y suspendemos al resto, sino que evaluamos el trabajo de todos.

Alguien que evalue muy positivamente a Ciudadanos, podría dar bastante puntuación a Podemos si considera que Podemos no ha estado trabajando mal. De igual modo alguien que puntua altamente a Podemos, podría dar bastante puntuación al PSOE si el PSOE por ejemplo colabora en que se cierren las puertas giratorias. En cambio aquel que se dedica a sembrar bulos y discordia, podría llevarse muchos puntos negativos de gente afin a otros proyectos políticos .

democracia Ley electoral pluralidad
4 votos
Debate

DPP: Pluralidad (revisión 1)

  6 Comentarios  •  14/02/2017  •  JAL

Pluralidad:

1.- Pluralidad quiere decir que todos tenemos que estar representados en los órganos de dirección del partido. No se puede quedar la gente fuera. La gente tiene que estar. Tenemos riqueza, riqueza de mucha gente que aporta. No puede estar excluida. Eso es pluralidad.

(Salvador Soler, en la primera sesión presencial, en Vista Alegre, Madrid, de la Asamblea Ciudadana Estatal de Podemos, que tuvo lugar el sábado día 11 de febrero de 2017, por la tarde, en su intervención como ponente de Podemos en Equipo. Referencia: 

https://www.youtube.com/watch?v=MTwh1bLlbOE&feature=youtu.be&t=10391)

 

2.- Pluralidad es la diversificación de ideas comunes o absolutamente opuestas. Pluralidad que representa a cada una de los personas o grupos que las manifiestan. 

(AIsabel24  en un hilo que abrió el 12/02/2017 en Plaza Podemos, y que tituló: "UNIDOS en la PLURALIDAD….¿Y eso que significa?". Referencia: https://plaza.podemos.info/debates/4717)

 

3.- Pluralidad es lo contrario a que el más ambicioso de ellos, en vez de dedicarse a hacer un buen trabajo, se dedique a torpedear el trabajo de los demás, y a sembrar injurias y sospechas sobre sus compañeros. Pluralidad es lo contrario a que el siguiente compañero más ambicioso, al darse cuenta de la jugada del primero, se apunte al juego, sabiendo que si el resto de compañeros quedan fuera del juego, tiene un 50% de posibilidades de alzarse con el poder absoluto, y de no conseguirlo, sabe que lo logrará al año siguiente. 

(OGracia  en el hilo que abrió el  06/02/2017  en Plaza Podemos, y que tituló "Obligan al profesor a poner un sobresaliente y suspender al resto de clase.". Referencia: https://plaza.podemos.info/debates/4574)

 

Descripcción de la revisión 01: Se ha añadido la definición 3.

Ver revisión anterior: https://plaza.podemos.info/debates/4739

 

                                                (Diccionario de Plaza Podemos)

debate opinión JAL información Pedagogía 2+
5 votos
15 votos