Actividad reciente

Debate

E.P. Thompson “La formación de la clase obrera en Inglaterra”

  4 Comentarios  •  22/04/2018  •  R_69_K

Prefacio de Eric Hobsbawm: Este libro tiene un título un tanto tosco, pero que cumple su cometido. Formación, porque es el estudio de un proceso activo, que debe tanto a la acción como al condicionamiento. La clase obrera no surgió como el sol, en un momento determinado. Estuvo presente en su propia formación.

Clase, en lugar de clases, por razones cuyo examen es uno de los objetivos del libro. Existe, por supuesto, una diferencia. «Clases» es un término descriptivo, que elude tanto como define. Pone en el mismo saco de manera imprecisa un conjunto de fenómenos distintos. Aquí había sastres y allí tejedores, y juntos componían las clases.

Por clase, entiendo un fenómeno histórico que unifica una serie de sucesos dispares y aparentemente desconectados, tanto por lo que se refiere a la materia prima de la experiencia, como a la conciencia. Y subrayo que se trata de un fenómeno histórico. No veo la clase como una «estructura», ni siquiera como una «categoría», sino como algo que tiene lugar de hecho —y se puede demostrar que ha ocurrido— en las relaciones humanas.

Todavía más, la noción de clase entraña la noción de relación histórica. Como cualquier otra relación, es un proceso fluido que elude el análisis, si intentamos detenerlo en seco en un determinado momento y analizar su estructura. Ni el entramado sociológico mejor engarzado puede darnos una muestra pura de la clase, del mismo modo que no nos puede dar una de la sumisión o del amor. La relación debe estar siempre encarnada en gente real y en un contexto real. Además, no podemos tener dos clases distintas, cada una con una existencia independiente, y luego ponerlas en relación la una con la otra. No podemos tener amor sin amantes, ni sumisión sin siervos. Y la clase cobra existencia cuando algunos hombres, de resultas de sus experiencias comunes —heredadas o compartidas—, sienten y articulan la identidad de sus intereses a la vez comunes a ellos mismos y frente a otros hombres cuyos intereses son distintos —y habitualmente opuestos— a los suyos. La experiencia de clase está ampliamente determinada por las relaciones de producción en las que los hombres nacen o en las que entran de manera involuntaria. La conciencia de clase es la forma en que se expresan estas experiencias en términos culturales: encarnadas en tradiciones, sistemas de valores, ideas y formas institucionales. Si bien la experiencia aparece como algo determinado, la conciencia de clase no lo está. Podernos ver una cierta lógica en las respuestas de grupos laborales similares que tienen experiencias similares, pero no podemos formular ninguna ley. La conciencia de clase surge del mismo modo en distintos momentos y lugares, pero nunca surge exactamente de la misma forma. 

Hoy en día, existe la tentación, siempre presente, de suponer que la clase es una cosa. Este no fue el sentido que Marx le dio en sus propios escritos de tipo histórico, aunque el error vicia muchos de los recientes escritos «marxistas». Se supone que «ella», la clase obrera, tiene una existencia real, que se puede definir de una forma casi matemática: tantos hombres que se encuentran en una determinada relación con los medios de producción. Una vez asumido esto, es posible deducir qué conciencia de clase debería tener «ella» —pero raras veces tiene—, si fuese debidamente consciente de su propia posición y de sus intereses reales. Hay una superestructura cultural, a través de la cual este reconocimiento empieza a evolucionar de maneras ineficaces. Estos «atrasos» culturales y esas distorsiones son un fastidio, de modo que es fácil pasar desde ésta a alguna teoría de la sustitución: el partido, la secta o el teórico que desvela la conciencia de clase, no tal y como es, sino como debería ser. Pero en el otro lado de la divisoria ideológica se comete diariamente un error parecido. En cierto sentido, es una simple impugnación. Puesto que la tosca noción de clase que se atribuye a Marx se puede criticar sin dificultad, se da por supuesto que cualquier idea de clase es una construcción teórica perjudicial que se impone a los hechos. Se niega que la clase haya existido alguna vez. De otro modo, y mediante una curiosa inversión, es posible pasar de una visión dinámica de la clase a otra estática. «Ella» —la clase obrera— existe y se puede definir con cierta exactitud como componente de la estructura social. Sin embargo, la conciencia de clase es una mala cosa inventada por intelectuales desplazados, puesto que cualquier cosa que perturbe la coexistencia armoniosa de grupos que representan diferentes «papeles sociales» —y que de ese modo retrasen el desarrollo económico—, se debe lamentar como un «indicio de perturbación injustificado». El problema reside en determinar cuál es la mejor forma de que a «ella» se le pueda condicionar para que acepte su papel social y cuál es el mejor modo de «manejar y canalizar» sus quejas (…)

Descargar Texto 👇 

  • << http://theomai.unq.edu.ar/conflictos_sociales/E.P.Thompson_Formacion-Clase-Obrera-Inglaterra_(Prefacio-Cap6-Explotacion).pdf >>
cultura política
4 votos
Debate

Los mismos perros con distinto collar

  5 Comentarios  •  22/04/2018  •  JMartin19

No creo que todo este asunto de C.Cifuentes sea tan sencillo. Nos toman por tontos, pero ellos no son tan tontos como aparentan. De hecho llevan parasitándonos desde el golpe de estado de 1936. Sospecho que todo es mucho más complejo de lo que nos están haciendo creer. Es una maniobra que en ajedrez se denomina sacrificio, en la que se ofrece una pieza importante (que será debidamente recompensada) para asegurarse una posición ventajosa en el tablero que les garantice el éxito. Ya lo dijo Franco: “Lo dejo todo atado y bien atado”. Me temo que todo este circo mediático lo están montando, además de para tapar la Gurtel, para garantizar el relevo generacional. Tras la muerte del dictador, aprovecharon la diáspora de la izquierda (al más puro estilo de la parodia de La Vida de Brian) para colarnos una supuesta Reforma que nos impuso la nefasta Constitución del 78 que aún padecemos y empeorada recientemente por el PPSOE con el repentino cambio del 135 (que nos ha costado por ahora 60.000.000.000 de euros). Cuando se hundió por su propio lastre de rancio franquismo la UCD de A.Suárez (Ministro de Franco) lo intentaron con el CDS de L.Calvo-Sotelo (sobrino de un ministro de la dictadura de Primo de Rivera) que resultó ser un estrepitoso fracaso porque los herederos del franquismo estaban enfrentados entre ellos. Entonces se montaron una chapuza de intento de golpe de estado para distraer la atención, asustarnos con el fantasma de la involución y de paso apuntalar a una monarquía muy impopular en sus inicios al ser impuesta por el dictador en 1969, mientras se apiñahan en torno a la AP de M. Fraga (Ministro de Franco) para intentar mantenerse en el poder. Pero como sabían que con AP no lo iban a conseguir, para asegurarse la continuidad, resolvieron el tema dando por inaugurada la era del bipartidismo con el PPSOE de F.González, el de la OTAN, que de entrada no, aunque luego sí, las puertas giratorias y la cal viva. Aparentaban ser oponentes pero en lo esencial son iguales. Sólo están al servicio de sus propios intereses personales, los del IBEX y los de la Iglesia Católica. Por eso no reformaron la Constitución del 78, pactada con lo que quedaba del franquismo puro y duro que aportó la mayoría de sus artículos. No desclasificaron los archivos para empezar a reconstruir la Memoria  Histórica. Tampoco le tocaron un pelo a la monarquía, ni a la Iglesia Católica y mucho menos a la banca. Atontaron a la gente con Espinete y siguieron robando todo lo que pudieron hasta que se les vió el plumero y apareció para salvarnos el PP de JM.Aznar, el que nos metió en la guerra del golfo. Se les acabó el chollo y le ceden el paso a R.Zapatero, el que con sus brotes verdes nos obliga a sufragar con nuestro dinero la bancarrota internacional. Otra vez les toca el recambio e irrumpe un antiguo amigo de M. Fraga: M.Rajoy, el de las extrañas y vertiginosas oposiciones familiares y los recortes, que sigue robándanos descaradamente y cada vez con menos disimulo. Ahora que ya no pueden robar más por haber vaciado las arcas para repartírselas en sus paraísos fiscales entre sus secuaces y sus amigos de la banca, todo lo que traman está encaminado a prepararle el terreno a su nueva imagen, que no es otra que la del Ciudadano A. Rivera. En el fondo, desde el golpe de estado de 1936 nos están parasitando LOS MISMOS PERROS CON DISTINTO COLLAR.

Podemos debate democracia Elecciones opinión 4+
3 votos
Debate

Podemos pierde el objetivo general con los particulares

  18 Comentarios  •  22/04/2018  •  MJose18

   Al inicio, Podemos era atractivo a gente de diversas ideologias, incluso de derechas.

   Era la vacuna a la enfermedad de los partidos tradicionales que estaban hasta el cuello de corrupcion, que convirtieron la politica en una profesion y medio de vida para ellos mismos y sus familiares colocados a dedo en los mejores puestos.

   Era la unica alternativa politico.

   Sin hablar, sin hacerse propaganda... ya era una opcion deseable.

   Conforme proponen o apoyan determinadas ideologias pierden incontables votantes.

    Por ejemplo, ir contra la prision permanente revisable, temas de ambito religioso...

    Creo que se esta centrando con ello en determinado electorado de izquierdas perdiendo a otros grupos de diversa tendencia politica que lo votarian solo por echar a PP, PSOE y C's.

    No se puede construir la casa por el tejado:

      - Conseguid el gobierno.

      - Reformar la ley electoral.

      - Haced leyes para echar a los corruptos.

      - Otorgad medios a la justicia para que puedan hacer cumplir las leyes contra la corrupcion.

       - Fomentad el dialogo entre territorios para desargumentar a los nacionalismos

        - Devolved poder adquisitivo a las clases trabajadoras

.... y, cuando logreis todo eso, que no es poco, definios ideologicamente como considereis oportuno; pero no antes, porque ni conseguireis votos y no hareis ni lo uno ni lo otro.

   CONSEJO DE AMIGO, o enemigo comun de los corrompidos partidos tradicionales.

orientacion a futuro podemos
5 votos
Debate

¿ Podemos ahora es solo atractivo para la izquierda ?

  8 Comentarios  •  22/04/2018  •  mjara

Recuerdo que el movimiento del 15-M había gente de derechas , izquierdas , o sin ningún ideal en concreto, pero en esencia con una misma meta de conseguir una democracia real , y que España se convierta en un país serio. Pero con el tiempo pienso que esta dejando de dirigirse a todos los españoles , para dirigirse únicamente a la gente con ideología de izquierda .

 

Para mi podemos en un principio era un partido con voluntad real de hacer los cambios precisos para destruir el sistema de corrupción que ha parasitado el país , y así lo han demostrado con sus acciones, pero cada vez dejo de percibir ese discurso para ver como solo se centran en asuntos ideológicos, y creo que igual sé está alejando de otras personas que a lo mejor no persiguen los mismos ideales pero quieren en esencia lo mismo que Podemos.

 

Yo no creo que lo que España necesita es un autentico gobierno progresista , si no indistintamente de las decisiones mas bien ligadas a ideologías como integración , inmigración , religión , fiestas , feminismo , unidad de España , etc . Lo que España necesita es simplemente que se hagan las cosas bien , tomando medidas oportunas para impedir que un grupo de gente con poder pueda hacer literalmente lo que les de la gana , para después comprar los medios y la justicia que haga falta con tal de quedar impunes. Además de los asuntos de corrupción existen muchos otros aspectos que se pueden mejorar como la educación , seguridad social , pensiones , autónomos ,empresas .

 

Es por eso por lo que vote a podemos por que me intereso su proyecto pero yo soy una persona practica o sin moral con muy poco interés en asuntos ideológicos , lo que os puedo decir es que a día de hoy solo sois atractivos para gente de izquierdas.

 

Lamentablemente la gente solo se fijan en la ideología , ignorando los demás aspectos . La gente del PP sabe perfectamente lo de m.rajoy , y todas sus corruptelas , pero al fin y al cabo comparten los mismos valores tradicionales , son su partido de toda la vida , y piensan que todos los políticos son iguales , todos roban , por eso puestos a elegir lo harán a alguien son sus mismos ideales , el PSoe lo mismo gente con ideología progresista que solo piensa en un mundo perfecto mientras ignoran que los aspectos fundamentales o el hecho de que el PSoe no son más que unos compinches del PP con los que se reparten el botín aun que de cara al publico hagan ver que lo contrario.

 

Yo no digo que Podemos cambie su ideología , pero al igual que tiene voluntad de cambiar tantas cosas que están mal , podría cambiar poco a poco la manera en que se hace política en este país que es dividiendo a la gente con ideales que para mi si bien son importantes , deberian de ser solo un 20% respecto a lo demás , ya que en muchos casos tanto los ideales como tradicionales como progresistas son discutibles .... ¿Es posible dejar un poco los ideales a un lado , y compartir entre todos el proyecto de un país mejor ? Un saludo.

 

Podemos izquierda Indignados 15-m movimiento 1+
4 votos
Debate

¿Pensionistas egoístas y demagogos? Respuesta a un demagogo

  23 Comentarios  •  21/04/2018  •  R_69_K

La generación que trajo la democracia a España y ayudó a sus hijas e hijos a superar los peores años de la crisis hoy sigue peleando por nuestros derechos.

La salida de los pensionistas a la calle en protesta por la bajada de la capacidad adquisitiva de sus pensiones ha creado una respuesta del establishment conservador-neoliberal, próximo al capital financiero, de clara hostilidad (expresada en los medios de información que controlan y/o influencian) hacia los pensionistas, acusándolos de todo. Un ejemplo fue un reciente programa sobre las pensiones en La Sexta Noche donde el economista del programa, el Sr. Gonzalo Bernardos (cuya mayor “aportación” había sido el negar en 2004 que habría una burbuja inmobiliaria de carácter especulativo, poco antes de que esta explotara), riñó a los dirigentes del movimiento de protesta de los pensionistas (presentes en el programa) criticándolos por desear más dinero público cuando ya tenían más que suficiente, mucho más –según él- que lo que tenían los pensionistas de los países de la Unión Europea. Lo que caracterizó aquel intercambio fue el tono pedante que el economista utilizó para ridiculizar a los pensionistas, dirigiéndose hacia ellos –gente normal y corriente– con un tono condescendiente y ofensivo. Los acusaba de ignorantes y de escasa sensibilidad hacia los demás, que estaban en una situación peor.

En un artículo ampliamente documentado, mostré que, en realidad, los pensionistas estaban mucho mejor informados sobre la situación de las pensiones que el “supuesto” experto. El conocimiento que la vida cotidiana da a los pensionistas, en muchas ocasiones, es mayor que el que adquieren profesionales que obtienen sus datos de instituciones próximas a los grupos financieros opuestos a las transferencias públicas del Estado –como las pensiones- (ver mi artículo “La falsedad de la supuesta ‘excesiva’ generosidad de las pensiones en España”, Público, 02.02.2018). Los datos objetivos y creíbles muestran que eran los pensionistas –y no el supuesto experto- los que llevaban razón. Como muestro en el artículo citado, las pensiones en España son bajas en relación con las existentes en los otros países de la UE-15.

Otro artículo ofensivo hacia los pensionistas

Otro ejemplo más reciente es el artículo de nada menos que de un catedrático de Sociología de la Universidad Complutense, Julio Carabaña, en el que, con el mismo tono beligerante, insulta a los pensionistas, llamándolos egoístas y demagogos (“Pensionistas, egoístas y demagogos”, publicado con toda visibilidad en lugar preferente en El País, 09.04.2018). Presenta a los pensionistas que han salido a la calle para protestar como “egoístas dirigidos por demagogos” que mienten, tergiversando la realidad, ocultando que en realidad “los pensionistas nunca han estado mejor que ahora”. Llamarlos egoístas se justifica, según el autor, porque este elevado bienestar se ha conseguido a costa de un mayor sacrificio de las personas que trabajan (y que contribuyen a la Seguridad Social), cuyo nivel de vida ha descendido.

En general, este tipo de artículos (que pertenecerían más a la órbita de La Razón, ABC o El Mundo que a lo que era antes El País) no merecen una contestación. Pero al ser firmado por un catedrático de Sociología, Julio Carabaña, que utiliza toda una serie de datos en un intento de añadir credibilidad a su mensaje, exige una respuesta. Lamento que no fuese consciente de la existencia de tal artículo hasta hace un par de días. Por lo visto ha sido ampliamente difundido por instrumentos próximos a la banca, a las compañías de seguros y a la gran patronal (que es decir, por un extenso número de medios del país).

En general los argumentos son parecidos a los que el economista del programa de La Sexta Noche utilizó en su intento de ridiculizar a los pensionistas, acusándolos también de oportunistas y de exagerados pues las pensiones son supergenorosas en España, mucho más que en otros países de nuestro entorno.

Las falacias y “fake news” sobre las pensiones

Veamos pues lo que el artículo de Carabaña dice. El artículo se inicia con la contundente frase “nunca los pensionistas han estado mejor que ahora”. De ahí que concluya en el artículo que no tienen razón en su queja, la cual está llenando las calles. Pero la falsedad de tal dictamen es muy fácil de demostrar. El poder adquisitivo de las pensiones contributivas ha bajado en los últimos años durante el mandato del gobierno de Rajoy. Desde 1997 a 2010 la capacidad adquisitiva de las pensiones (la diferencia entre la revalorización acumulada de las pensiones y la subida acumulada del IPC) aumentó. En otras palabras, las pensiones aumentaron más que la inflación. En cambio, a partir del 2012, con el gobierno Rajoy, tal capacidad adquisitiva disminuyó ya que las pensiones crecieron menos que la inflación. En lenguaje plano quiere decir que vivieron peor, no mejor, que en los años anteriores. ¿De dónde saca el Profesor Carabaña que los pensionistas viven mejor? Los datos muestran claramente que están cargados de razón para salir a la calle.

Pero no satisfecho en acusar a los pensionistas de “quejosos sin razón”... 

Artículo completo en PÚBLICO 👇 

  • << http://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2018/04/20/pensionistas-egoistas-y-demagogos-respuesta-a-un-demagogo/ >>
lucha pensiones dignas el Pueblo a las calles 5MAYO
6 votos
0,7% / 100%
5 apoyos